Mil millones de pompas de jabón

fairy-ultra-reversed-bottle-small-58887

«Tenía 9 años. Cabello corto y marrón. Piel blanca y brillante. Gafitas redondas de color rojo. Se llamaba Pedro. Desde que falleció su madre se había vuelto un poco solitario. En su habitación guardaba su mejor tesoro: una botella de Fairy de hacía 3 años. ¿Para qué quería Pedro jabón? Para lo más sencillo y divertido del mundo: hacer pompas y lanzarlas por la ventana. Cada una de ellas contenía un deseo, una ilusión y una historia. Hizo tantas que hasta soñaba con ellas. -¿Por qué te gusta tanto hacer pompas?- le dijo ese día su padre. –Se las envío a mamá. Y las relleno de todo lo que quiero contarle. Por eso hago tantas. Por si alguna se cansa y no llega a su destino-. Su padre le sonrió y se quedó mirando la botella vieja de jabón. -Tranquilo papá que con esta botella de Fairy tenemos para mil millones de pompas más-.»

Anuncios

Un pensamiento en “Mil millones de pompas de jabón

  1. Pingback: Fairy necesita el toque emotivo | El copy de Teo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s